Comparte este artículo:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

3 estrategias de bienestar anti-procrastinación

técnicas de productividad

¿Luchando contra la procrastinación? Te presentamos tres técnicas efectivas: la técnica Pomodoro para trabajar en bloques de tiempo, establecer metas SMART claras y específicas y la regla de los dos minutos para tareas rápidas. Prueba estos métodos y encuentra el mejor para ti, ¡y di adiós a posponer tus tareas!

¿Qué es la procrastinación?

Todos hemos estado alguna vez en esa situación de estar sentados frente a una lista de tareas pendientes sin encontrar la energía o el enfoque para abordarlas, ¿te suena familiar?

Es la acción o hábito de retrasar actividades o situaciones que deben atenderse, sustituyéndolas por otras situaciones más agradables.

Colegio Oficial de la Psicología de Madrid

La procrastinación puede ser un gran obstáculo en nuestra vida tanto personal como profesional, la buena noticia es que no estás solo y hay estrategias que pueden ayudarte a superar estos momentos de bloqueo.

3 métodos efectivos para combatir la procrastinación.

1. La técnica pomodoro:

Nuestra primera técnica fue desarrollada por Francesco Cirillo en los años 80.

Esta estrategia sugiere dividir tu trabajo en bloques de tiempo, típicamente de 25 minutos, con descansos de 5 minutos entre cada bloque de trabajo.

Después de cuatro bloques de trabajo tomarás un descanso más largo, de entre 15 a 30 minutos.

Este enfoque promete ayudar a mantener la concentración y productividad sin llegar al punto de agotamiento.

2. Establecer metas “SMART”:

En el segundo método se definen metas siempre teniendo en mente el acrónimo SMART, un derivado del inglés que traduce a específicas, medibles, alcanzables, relevantes y temporales.

Al detallar tus tareas y objetivos con estos criterios tendrás una visión más clara de lo que necesitas hacer y cuándo necesitas hacerlo, ayudando a prevenir la procrastinación.

En lugar de decir «Voy a estudiar más», prueba con «Voy a estudiar dos horas cada día después de la cena».

Estableciendo metas específicas, fáciles de rastrear, realistas, con un tiempo establecido y con una importancia clara, será mucho más sencillo trabajar en tus objetivos.

3. La técnica de los dos minutos:

Por último pero no menos importante, está la «Técnica de los Dos Minutos» popularizada por David Allen en su libro «Getting Things Done» o “Haciendo las cosas”.

La idea es simple pero poderosa: si una tarea te tomará dos minutos o menos, hazla de inmediato en lugar de posponerla.

Aunque esta técnica es más aplicable a tareas pequeñas, su impacto positivo en tu productividad general evitando procrastinar, puede ser considerable.

_________________________________________________________________________

En conclusión, combatir la procrastinación es posible y estos tres métodos pueden ser el primer paso para ayudarte a tomar el control de tu tiempo y productividad.

Todos somos diferentes y es posible que algunos métodos funcionen mejor que otros para ti.

Te invitamos a probarlos para conseguir cuál encaja mejor con tu estilo de vida y tus propósitos. Consigue más métodos para concentrarte en nuestras clases de meditación y mindfulness que encuentras aquí.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Categorías
cómo escoger tu primera cámara profesional
Tu lado artístico

Descubre cómo escoger tu primera cámara profesional

¿Deseas capturar imágenes impresionantes como un profesional? Empieza eligiendo la cámara adecuada para ti. Descubre cómo encontrar el equipo perfecto que te ayude a expresar tu visión creativa y alcanzar tus metas fotográficas.

Leer más >
Ideas para emprender
Emprendimiento y negocios

Emprendimiento: 3 cursos para empezar

Explora el emprendimiento con Topclass: desde manicura con «Uñas en casa: Why not?», técnicas de tejido en «Teje y emprende» hasta fotografía con Maca Achurra.

Leer más >